Usos pasados y actuales del hormigón

Somos grandes expertos en el corte de hormigón en Huelva, Jaén, Almería y Córdoba, entre otros servicios.

Como ya sabrá, y como hemos indicado en anteriores artículos, el hormigón constituye uno de los materiales de construcción más utilizados en la actualidad y está formado por una mezcla de agua, cemento, arena y piedra machacada o grava.

Asimismo, puede incorporar algún aditivo para mejorar sus características, en función del uso que se le vaya a dar a la mezcla.

Una de las reglas de este material es que cuanto más pequeña sea la grava, más fino será el hormigón.

Usos que se le dan en la actualidad al hormigón

En lo referente a los usos, el hormigón fino se puede emplear, por ejemplo, en suelos de hormigón pulido. No obstante, si se usa un árido más grande, se consigue un producto más tosco, como el usado en pilares y cimentaciones.

suelos de hormigón pulido

Desde Taladraxa, le contamos que el hormigón constituye un material de enorme consistencia, con un coste reducido si se compara con otros materiales y con una elevada capacidad para adaptarse.

Se emplea para la construcción de cosas de cualquier tipología, aunque tiene especial relevancia en el sector de la cimentación. En la construcción, sus usos más frecuentes son:

  • Pilotes y cimientos.
  • Muros de cimentación y de contención.
  • Forjados y losas de soporte de carga.
  • Carreteras, aceras y caminos.
  • Armazones y vigas estructurales.
  • Etc.

En función del tamaño del proyecto y la calidad del acabado que se precise, así como el uso que le queramos dar, se escogerá un tipo de cemento para cada trabajo.

¿Que uso le daban los romanos al hormigón hace 2.000 años?

Al dedicarnos al corte de hormigón en Jaén, Almería, Huelva y Córdoba estamos al tanto de noticias, algunas muy curiosas, sobre el uso que se le daba a este material en la arquitectura.

Por ejemplo, en verano del año pasado salía a la luz un nuevo descubrimiento sobre un antiguo yacimiento. Un estudio científico reveló datos que no se conocían sobre cómo se formó ese hormigón que hoy en día sigue resistiendo en las estructuras romanas portuarias. Si se llegasen a analizar correctamente, pueden traer mejoras en la construcción y el sector de la protección de residuos peligrosos.

Los romanos usaron una combinación de roca volcánica con agua de mar, muy diferente al actual basado en el cemento, formado generalmente por los materiales que hemos mencionado anteriormente.

Este material es de tanta resistencia que es necesario contratar a empresas para gestionar con seguridad el corte de hormigón, mediante martillos rompedores eléctricos, cortadoras de suelo, perforadoras, corta-muros, entre otras herramientas de hilo de diamante.

Sin embargo, es probable que, de haberse preservado algo de la idea romana, quizás encontremos una serie de ventajas que todavía se puedan recuperar.

Esta es una anécdota sobre el pasado del hormigón, pero sea cual sea su futuro, desde Taladraxa seguiremos formándonos y haciéndonos con las mejores tecnologías para utilizarlo en la construcción, perforación y efectuar demoliciones técnicas con la máxima seguridad y eficacia.